Cómo entendemos la Agroecología en ELKARLUR

3 min.

ELKARLUR, por una agroecología inclusiva y sistemas agroalimentarios sostenibles/sustentables.

Sostenible quiere decir que la forma actual de producir no hipoteque a las generaciones futuras. Es un adjetivo controvertido, sobre todo cuando le precede un sustantivo como “desarrollo”, ya que muchas expresiones como esa se contradicen, “se pintan de verde”de manera cosmética. Pero honestamente, podemos dar un contenido sano y creativo a expresiones como “agricultura sostenible”,“agricultura sustentable”, etc…, recordando que más allá de adjetivos que nos separan aún más, practicamos la agricultura.

Sustentable quiere decir que esa forma de hacer “pueda defenderse con razones”,veamos ahora cuáles.

Un sistema agroalimentario sustentable/sostenible está diseñado para proveernos de alimentos sanos y seguros, ahora y en el futuro, obtenidos de forma próxima al funcionamiento de la naturaleza. Así, debería proteger la salud y el bienestar de las comunidades ecológicas -edáficas, vegetales, animales y humanas-, tanto en las propias casas de labranza y granjas/baserriak/etxaldeak, como en todo el sistema agroalimentario, sin comprometer la salud de las generaciones futuras ni su capacidad para producir alimentos seguros, saludables y asequibles en nuestros paisajes agrarios preservados.

La producción de alimentos tiene sus raíces en realidades biológicas y ecológicas tales como la adaptación de los organismos vivos, la complejidad y la interconectividad. Debe basarse en el respeto a los procesos ecológicos: ciclo del agua y nutrientes, biodiversidad de la tierra/suelo, genomas naturales y cultivados, flujos de energía/metabolismo a través del agroecosistema productivo… Y basarse también en la ecología social, esa que defiende la soberanía alimentaria y los derechos humanos, la equidad entre personas,su acceso a los medios de producción y a alimentos saludables, el diálogo entre saberes,oficios y culturas…

La Agroecología es la aplicación de los conceptos y principios de la ecología al diseño,desarrollo y gestión de los sistemas agroalimentarios sostenibles/sustentables.

Los principios de un sistema agroalimentario así, están respaldados por una ciencia emergente, creíble y de sólidas raíces sociales y éticas como la Agroecología, que acepta los límites del conocimiento humano, aplica el principio de precaución y pretende avanzar y salir al encuentro para comprender la naturaleza y las comunidades humanas en ella, no a demostrar su dominio sobre ambas. Los avances tecnológicos y científicos en un sistema así gestionado reconocen las realidades biológicas/ecológicas y trabajan con ellas, en lugar de ignorarlas, controlarlas o manipularlas.

Transitar hacia un sistema agroalimentario más justo supone reducir la contaminación,atajar el cambio climático y producir, preparar y distribuir haciendo uso responsable tanto de los recursos naturales -aire, agua, tierra/suelo y genomas-, como del transporte,la publicidad y la fijación de precios.

En producción agraria, el objetivo es construir un sistema biológicamente diverso, resiliente saludable y basado en los ritmos de la vida, transformando métodos de cultivo y cría para que puedan funcionar a largo plazo porque se sustenten en procesos ecológicos, y no únicamente en la simple y fácil costumbre de “a cada problema un insumo o una ingeniería genética”.

En preparación de alimentos, se debe respetar su identidad natural e integridad nutricional, sin romperlos en ingredientes mediante procesos industriales que conllevarán luego transporte, aditivos, conservantes y complementos. Urge disponer de obradores artesanos en los pueblos y ciudades, logrando el empoderamiento de los propios productores, superándola mera producción de materias primas des localizables que otros ajenos valorarán… Optar por la pequeña escala y la relocalización implica flexibilizar, proporcionar y adaptar las normas higiénico-sanitarias y urbanísticas, leyes sobre semillas, etc…

En distribución y comercio, impulsar la comunicación directa entre productores y compradores se revela como una forma de recuperar la consideración social de las profesiones agraria y comercial para  obtener unas rentas dignas y lograr mantener los oficios y valores propios de lo local, rural y territorial.

Nos queda mucho por pensar, sentir y hacer para que ciudadanos, personas del campo y técnicos colaboremos hacia las transiciones ecológicas agroalimentarias, donde una Agroecología de enfoque amplio sea una herramienta oportuna no solo para quienes practican la agricultura ecológica certificada, sino para todos quienes quieren mejorar.Se trata de ver la Ecología como una ciencia útil y clave para nuestro sistema agroalimentario en conjunto, no como una amenaza a combatir para seguir con la agricultura convencional.

Apostamos por una forma innovadora de conversar con la naturaleza, entre las personas y las entidades, superando el desánimo, la actual locura biotecnológica agraria, la despoblación, la fragmentación y la escasez de recursos y el deseo de crecer en escala como las únicas formas de sobrevivir en la profesión agraria, en la preparación y en el comercio de alimentos.

ELKARLUR, octubre 2017

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s